La faena sigue en disminución, con una nueva baja en la participación de hembras

En agosto se faenaron 1,2 millones de cabezas, 3% menos que en julio y 2% por debajo en la comparación interanual. El análisis por dentición muestra un esfuerzo por mantener vientres en producción y machos con invernadas más cortas. La ganadería sigue apostando al crecimiento, a pesar del contexto general local e internacional.

En agosto se faenaron 1,2 millones de cabezas, 3% menos que en julio y 2% por debajo en la comparación interanual.

Al recalcular los números según la faena media por día hábil, hay aumentos de un dígito en ambas comparaciones.

El porcentaje de hembras sobre el total mostró una nueva baja intermensual, colocándose tres décimas por debajo del 45%.

En tres meses acumuló un retroceso de 5 puntos desde el pico más reciente de mayo. Este movimiento es similar, aunque con más pendiente, al descenso de 6 puntos que se registró entre abril y octubre del año pasado, cuando tomó seis meses en producir esa baja.

Ya van dos meses en que la comparación interanual de la faena total muestra números descendentes para las tres series que seguimos: mensuales y trimestres y años móviles. Los datos mensuales se encuentran en terreno negativo.

Si se la descompone por sexo, los machos también observan este descenso, aunque todavía se mantienen con un pequeño aumento interanual, 2% para los datos del mes y 8% para las series de trimestres y de años móviles.

En cambio las hembras están en terreno negativo para los datos mensuales y trimestrales. En la serie de 12 meses móviles están un punto arriba en forma interanual. La última vez que esta serie mostró números inferiores a los del año anterior fue en febrero de 2017, tres años y medio atrás.

La ganadería sigue mostrando tendencia a sostener su crecimiento, a pesar del contexto general local e internacional.

La faena según dentición

En los últimos meses, la faena de hembras de 2 dientes ha sido similar a la de un año antes, la de 4 dientes ha estado 9% abajo, la de 6 dientes un elocuente 30% más baja y la de 8 dientes promedió 8% por arriba.

Estos datos nos permiten ver que hay un esfuerzo por mantener vientres en producción.

Por el lado de los machos, contra una comparación interanual que promedió 8% de aumento en estos meses, sólo aumenta la faena de los de 2 dientes (25%) mientras que los de 4 dientes se mantiene igual y las de 6 y 8 dientes muestran bajas importantes, en el eje del 20%, lo que podría estar significando que las invernadas terminan antes.

En definitiva, es otro dato que muestra una faceta positiva de la actividad.

Fuente: valorcarne.com.ar

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *